logo-pia-nuevo-2021-100px

Inicio

Tienda

Buscar por categoría

Buscar por vibración

Buscar por piedra

Buscar por signo

Gemoteca

Talleres

Blog

¿Cómo Comprar?

Carrito

Solsticio de verano en el hemisferio sur y se inicia el gran cambio de era gracias a la conjunción de grandes planetas de nuestro sistema solar como lo son Júpiter y Saturno y aunque esto ocurre cada 20 años, su visibilidad es comparable a la del año 1226. Imaginen que han pasado alrededor de 800 años para poder movernos!!… pero sin duda, este evento es el más importante en la historia, porque TU estas aquí y ahora. Por lo general no suelo llamar a meditaciones masivas ya que muchas veces entidades oscuras o del bajo Astral aprovechan estos portales para “infiltrarse”, pero mañana lunes es un día especial, es el último Portal energético del 2020 y podemos utilizarlo para navegar en nosotros mismos, de hecho esa es la clave. Enormes flujos de Luz ingresarán trayendo transformaciones en nuestro planeta y en nosotros mismos.

Este 21 de Diciembre Júpiter y Saturno se ponen en conjunción en el grado 0 de Acuario, llevamos muchísimos años donde se ha enfatizado en la Tierra el materialismo. Peeeero a partir del 21 de Diciembre del año 2020 termina este ciclo de adoración al dinero, al cuerpo, etc…y pasaremos a un nuevo ciclo marcado por el humanismo, la libertad, la igualdad de derechos (sin jerarquías políticas dominantes), la innovación, la creatividad, la conexión multidimensional, los cambios rápidos, el orden superior de las cosas y el despertar global de la raza humana. La humanidad y el mundo ya no es el mismo; estamos pasando por un proceso de muerte, para luego renacer. Nos movemos a la era de la espiritualidad y hermandad, donde los seres despiertos empiezan hacerse responsables por sus creaciones y manifestaciones. Es el camino de regreso a casa, a volver a reconocernos y vibrar en frecuencias más altas. Es hora de tener y crear un mundo mejor para todos. Te invito a meditar, a estar en contacto con la naturaleza este 21 de de Diciembre, vívelo a tu manera, a tu ritmo, pero vívelo. Eleva tu vibración y la de la tierra.

No le tengas miedo a los cambios, tu haz decidido estar aquí para vivirlo y ayudar a la Madre Tierra a moverse de frecuencia.

Te abrazo,
Nicole.

Nicole.